RISE!

NEVERMORE


“This Godless Endeavor”


(Century Media Records)

nevermore.jpg

Luego de “Enemies Of Reality” del año 2003 remezclado y reeditado luego con una producción muy superior a cargo de Andy Sneap (quien ya había trabajado con ellos en “Dead Heart In A Dead World” del 2000 y ha trabajado con bandas como Testament, Stuck Mojo, Machine Head y Napalm Death), los estadounidenses Nevermore regresan con un nuevo álbum, el sexto de su carrera titulado “This Godless Endeavor” editado a través de Century Media Records.

El comienzo de este disco grabado en los Backstage Studios de Inglaterra y producido por el mismo Andy Sneap, es con “Born”, un tema que comienza a puro thrash metal para luego pasar a partes melódicas y esa mezcla de heavy/power/thrash técnico a la que la banda nos tiene acostumbrados y los cambios de vocalizaciones de Warrel Dane que esta vez aparte de su clásica voz melódica, también experimenta con voces más agresivas. Pero lo que se destaca de este disco, aparte de las melodías de las guitarras a cargo de Jeff Loomis y el ex-Testament, Steve Smyth quien grabó su primer disco en estudio con la banda desde que se integró a la misma, son varios toques progresivos y las excelentes composiciones de los temas.

También hay lugar para temas más lentos y melódicos sin perder la fuerza que caracteriza a la banda, tal es el caso de “Sell My Heart For Stones” y de la semi-balada “Sentient 6” que además de guitarras acústicas incluye piano.

El disco también incluye un invitado, James Murphy (gran guitarrista que aparte de su proyecto solista ha tocado en bandas como Death, Testament, Obituary, entre otras) que demuestra lo que sabe mientras Van Williams lo acompaña tras los parches y Jim Sheppard con el instrumento de las 4 cuerdas en un instrumental de 1.30 minutos de duración, “The Holocaust Of Thought”. Pero donde realmente se destacan los solos de guitarra a cargo de los guitarristas de la banda, Loomis y Smyth es en el tema “The Psalm Of Lydia” donde en la mitad del mismo podemos sentir como si hubiera un diálogo entre ambas guitarras.

El disco se cierra con el tema que le da nombre al álbum, “This Godless Endeavor”, que roza los 9 minutos e incluye un gran comienzo con guitarras acústicas y la voz de Dane, para luego pasar a riffs bien thrasheros y muy buenos solos de guitarra, destacando también el muy buen trabajo de Williams en la batería.

Un disco que define el concepto de melodía/agresión a la manera de Nevermore claro está y que se coloca entre los mejores de la banda junto a discos como “Dreaming Neon Black” y “Dead Heart In A Dead World”.

Jorge Patacas.

Tags: , , , , , , , ,

Deja Un Comentario

Blue Captcha Image
Refrescar

*